sábado, 21 de mayo de 2016

VIII SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO

22 de mayo. + DOMINGO. LA SANTÍSIMA TRINIDAD, solemnidad.

Solemnidad de la Santísima e indivisa Trinidad, en la que confesamos y veneramos al único Dios en la Trinidad de personas, y la Trinidad de personas en la unidad de Dios ( elog. del Martirologio Romano).

-Prov 8, 22-31. Antes de comenzar la tierra, la sabiduría fue engendrada.
-Sal 8. Señor, dueño nuestro, ¡qué admirable es tu nombre en toda la tierra!
-Rom 5, 1-5. A Dios, por medio de Cristo, en el amor derramado con el Espíritu.
-Jn 16,12-15. Todo lo que tiene el Padre es mío; el Espíritu tomará de lo mío y os lo anunciará.

El misterio de Dios. Dios se ha revelado y permanece siendo misterio. Dios cuando se revela "uno y trino" permanece en el misterio. Lo fascinante de este misterio es que Dios no está solo. Dios es el Padre/Madre que crea y dirige el universo con sabiduría y se ha hecho cercano al hombre y a la mujer por medio de su Hijo Jesucristo. Dios Padre/Madre e Hijo nos han dado al Espíritu Santo para que nos guíe a la verdad plena.

Santoral:
Santa Joaquina Vedruna, religiosa.


Día pro orantibus

No hay comentarios: